Claudia Iveth Robles G.

El grupo ACAN (Accion católica de adolescentes y niños) se erige como una opción para que los niños perseveren en la fe luego de realizar su primera Comunión.

Con presencia en la diócesis desde hace 35 años, el grupo ACAN opera principalmente en la parroquia Nuestra Señora de Guadalupe, Catedral, indicó Manuel Rodríguez Hernández, coordinador general del grupo.

Relató que este grupo nació por iniciativa del padre Vicente Machado, quien vio necesario reunir a niños de 6 años en adelante, para poder atenderlos y seguirlos formando despues de que reciben el segundo sacramento de la iniciación cristiana.

ACAN inicia con un grupo de niños de primera Comunión, que luego pasan a grupos de perseverancia, donde reciben temas de valores y religión. 

Actualmente alrededor de 80 niños son atendidos en perseverancia y cada domingo participan en misa de 10 de la mañana y posteriormente entran al tema, juego y convivencia.

“Los niños participan en los servicios de Catedral, en las celebraciones importantes de Semana Santa, Fiesta Guadalupana, entre otoras. Cuidamos el orden porque viene mucha gente”, dijo Manuel.

Explicó que los domingos, los niños sirven en misa de 10 de la mañana, donde hacen la Colecta, las lecturas y participan en el coro.

Manuel dijo que tienen muchos niños participando gracias a que han podido mostrar el entusiasmo, el amor a Cristo y al servicio.

“Hay que enseñar a los niños que la religión no cosa de seriedad, sino algo que se vive con alegría. Que el niño no diga ‘voy a clases’, sino ‘voy a divertirme y a aprender’”, expuso.

Manuel invitó a quienes estén interesados en participar en ACAN a que se acerquen, pues pueden hacerlo en cualquier momento, ya que los temas no llevan secuencia.

“Los invitamos a venir un domingo para que conozcan lo que hace ACAN”, convocó Manuel.

 

Frases

“Estuve aquí para la primera Comunión y volví después de 3 años. Me interesó integrarme porque mi hermano mayor ya estaba aquí y me gustaron las actividades porque te ayudan a ser mejor persona”

Guadalupe Martel/ 14 años/ 3 años en ACAN 

 

 

“Me interesó estar en ACAN por las actividades que realizan. Van al Chamizal y es bonito el servicio en las misas, así como la convivencia”.

Andrés / 14 años/ 5 años en ACAN 

 

 

“Hice la primera Comunión y mis padres ya no me seguían trayendo, pero mi abuela fue la que de nueva cuenta me trajo, y aquí encontré hermandad. Hacen juegos dinámicos que te hacen unirte con los demás y hay un ambiente muy familiar. Los invito, es de los métodos para dinámicos para niños y adolescentes”

José Ángel/ 22 años/ 11 años en ACAN 

 

Emanuel, un servidor alegre

Emanuel Rodríguez, es un joven de 26 años, pero sirve a Dios desde que tenía 6 años, cuando conoció al ACAN, grupo en el que sirve desde que hizo su primera Comunión. Hoy Emanuel es es líder de uno de los grupos, donde le toca enseñar a los más pequeños.

“Me motivó para seguir adelante que veía mucho a los grandes que a través de los juegos aprendían”, dijo Emanuel.

Hijo del coordinador de ACAN, asegura que nunca se sintió forzado a participar, sino que vivió una conversión que lo llevó a la alegría de asistir y servir en el Orden en las misas y otros quehaceres.

“Después de la Primera Comunión no debes quedarte sin hacer nada, siempre hay que seguir adelante en el camino de Dios… lo que más me gusta es la satisfacción de estar haciendo algo por el bien de la sociedad”, dijo el joven.