Ana María Ibarra

Con una misa de acción de gracias y una agradable convivencia, la membresía del Movimiento Familiar Cristiano Diocesano se unió a los festejos nacionales por el 60 aniversario del movimiento en México.

Fue el primer domingo de octubre cuando los emefecistas tuvieron una doble celebración, pues ese día conmemoraron el Día del MFCista a nivel Latinoamericano.

Acción de gracias

Alrededor de mil personas se reunieron como una gran familia: matrimonios, jóvenes, adolescentes y Madres Responsables.

La celebración, realizada en El Punto, inició a las 9 de la mañana con misa de agradecimiento, presidida por el señor obispo J. Guadalupe Torres Campos y el asistente eclesial del Movimiento, padre Omar Gutiérrez.

Las lecturas y el evangelio estuvieron referenciadas al matrimonio y el obispo, en su homilía, invitó a los matrimonios a seguir luchando por la familia, ya que es en el seno familiar donde se aprenden los valores que guiarán para toda la vida.

También los motivó a que practiquen lo que dice el Papa Francisco: Utilizar siempre “permiso, gracias y perdón” en la familia y matrimonios, sencillas palabras con un poder de amor profundo.

 

El festejo

Después de la celebración, las familias se trasladaron en una caminata al Parque DIF, donde realizaron un emotivo acto protocolario en el que recordaron grandes momentos del MFC.

En este espacio de celebración, se agradeció a los 12 matrimonios activos con más años ininterrumpidos en el MFC; también reconocieron el trabajo quienes han sido pioneros en las áreas de jóvenes y MaRes.

A este evento fueron invitados algunos matrimonios que, aunque ya no están activos, con su ejemplo y humildad dejaron huella en el MFC con su servicio. Ellos fueron nombrados como membresía honorifica.

Al concluir este momento, la familia emefecista disfrutó una grata y fraternal con baile, música, deporte y compartieron los alimentos.

“Nos sentimos muy bendecidos pero ser parte de este Movimiento donde Dios rescató a nuestra familia, y también muy motivados en seguir llevando la Palabra de Dios con nuestro ejemplo de conversión y vida cristiana a las familias que aún no conocen o no han dejado que Dios sea el centro de su hogar y de sus vidas”, dijo Willy Lara, coordinador diocesano del MFC junto con su esposa Mildred.

Historia del MFC

Hace 60 años en México se adoptó el Carisma de la espiritualidad conyugal y familiar como camino de santificación. El Movimiento Familiar Cristiano nació en Argentina en 1948 bajo la guía del Padre Pedro Richards y en 1958 algunos grupos matrimoniales mexicanos se integraron al Movimiento Familiar Cristiano en Latinoamérica. El 5 de Noviembre de 1958 se designó oficialmente el primer Equipo Coordinador Nacional Mexicano.

En la actualidad, el MFC está presente en 31 Estados de México, 84 diócesis, acompañando a más de 45 mil matrimonios, 18 mil adolescentes, jóvenes y 2,500 madres responsables de familia.

En la Diócesis de Ciudad Juárez el MFC está presente  hace 55 años, donde ofrece diversos servicios como: Preparación Inmediata al Matrimonio “Platica Prematrimoniales”, acompañamiento a Divorciados Vueltos a Casar “Somos Familia de Dios, Formación para padres, Formación en el Amor para Jóvenes.

frase…

“Celebramos con alegría ser parte del plan de Dios y renovamos nuestro compromiso con la misión que nuestro movimiento tiene encomendada”

Willy Lara/ presidente MFC