Blanca A. Martínez

Aunque no es un país de muchas tradiciones, Indonesia se caracteriza por una cultura inclusiva y de respeto. Así lo refleja en su lema: “Unidad en la diversidad”. En ese país, la mayoría de la población es mulsulmana, de manera que la Navidad cristiana se celebra enmedio de un clima incluso de interreligiosidad.

Así lo compartió el padre Wilhemus Agato, CMF, sacerdote misionero claretiano, originario de Indonesia, quien sirve actualmente en la parroquia Nuestra Señora de la Esperanza, al suroriente de Ciudad Juárez, a donde llegó hace unas semanas para un servicio de apoyo durante tres meses, pues originalmente está adscrito a la Diócesis de Nuevo Laredo.

Originario de Isla Flores, (Manggarai), en Indonesia, el sacerdote compartió con Periódico Presencia cómo se celebra la Navidad en su país.

“Nosotros no tenemos la tradición para prepararnos para navidad, nada más tenemos la Navidad en la noche con la familia…una tradición nacional allá en nuestro país, siempre el presidente nos invita para celebrar la Navidad a nivel país o sea no nada más para los católicos, sino también para los musulmanes, budistas, hinduistas, porque tenemos 6 religiones oficiales en el país”, dijo.

Consideró que esto se debe a la dificultad de lograr mayor cohesion, pues Indonesa está formado por 17 mil islas, en donde se hablan 754 lenguas distintas, y cada comunidad, (provincia o municipio asentada en las islas), tiene sus propias tradiciones, su propia lengua y comida.

 

Con el presidente

Explicó que en Indonesia el presidente siempre es un musulmán, y para la Navidad, él convoca a una gran reunión en la capital, Yakarta, donde algunos representantes de cada isla asiste para unirse a la celebración. Esto se hace alrededor del 29 de diciembre, ya después de Navidad.

“El presidente tiene que invitar a todas las personas, los padres, obispos o algunos laicos, laicas de algunas otras islas para estar en la celebración, y cada isla tiene que presentar su tradición, su costumbre. Imagínate con 17 mil islas, con más o menos 754 lenguas, por eso es diferente, no tenemos tradición”, expuso.

Pero el día 24 y 25 de diciembre, explicó el padre Willy –como le conocen en la parroquia de la Esperanza- cada familia cristiana se reúne para celebrar su cena navideña y asistir a Misa.

“Me llama la atención que hay mucho respeto en la diversidad. Siempre invitamos a nuestros hermanas y hermanos musulmanes para estar, no solamente en la fiesta, sino en la iglesia para celebrar juntos la Navidad. Si el párroco invita algunas personas como la cabeza de su religión y sí asisten a misa”, dijo.

 

Nacimiento afuera

Recordó que otra costumbre que se lleva en Indonesia en la época Navideña, es que las familias crisitanas colocan un nacimiento en su casa, como para honrar y dar a conocer el nacimiento de Cristo.

“Es como una obligación, cada casa tiene que poner un nacimiento enfrente, afuera, no adentro, afuera de la casa o en la calle”, expuso.

Dijo que en la isla de la que es originario (Isla Flores) se acostumbra un ritual en que los padres untan crema en la cabeza a todos sus hijos niños o jóvenes, como un signo de purificación por el Nacimiento del Salvador. Esto se realiza el 24 o 25 de diciembre.

Y respecto a la comida que se suele preparar para la fiesta navideña, el pade Willy sonrió y dijo: “arroz, siempre comemos arroz y la comida especial siempre es con arroz, pero para nosotros lo más fuerte es la cena, no la comida”.

 

Su festejo en Ciudad Juárez

El sacerdote indonesio, quien tiene un año de haber sido ordenado luego de recibir la imposición de manos del Obispo de Nuevo Laredo, monseñor Enrique Sánchez Mártínez, celebrará este año la Navidad de una manera especial, pues es su primera vez en Ciudad Juárez.

Ya ha vislumbrado cómo sera su festejo enmedio de las familias más desamparadas a las que se atiende en la parroquia de la Esperanza…y es algo que lo entusiasma.

“Tenemos ocho capillas y tres sacerdotes nada más, y ahorita vamos a ver si vamos a celebrar en 4 ó 5 lugares la Navidad, la parroquia está lejos de las capillas, pero invitamos a un concierto de Navidad el día 23 todas las capillas, para estar juntos como familia en la parroquia”, explicó.

Finalmente el padre Willy deseó a todos una Feliz Navidad.