Con exposición fotográfica celebran una década de llaves y costalazos entre sacerdotes

Ana María Ibarra

Con una exposición fotográfica y la participación de Blue Demon Jr., el Seminario Conciliar celebrará 10 años de lucha libre de sacerdotes, evento deportivo surgido como iniciativa del padre Guillermo Sías, a quien se le unieron otros párrocos de la diócesis para llevar a cabo este evento año con año dentro de la tradicional Kermés del Seminario.

Como un primer intento de resguardar la historia de la lucha libre en el Seminario se llevará a cabo una exposición fotográfica del 10 al 14 de septiembre.

Para esto, informó Alejandra Rojero, encargada del Archivo Histórico del Seminario, se entrevistó a los sacerdotes luchadores para entender el proceso.

“Las fotografías son todas del acervo del periódico diocesano Presencia. La exposición consistirá en 40 fotografías ambientadas al estilo de kermés y habrá algunas fichas con información”, dijo.

Añadió que las imágenes estarán expuestas en el vestíbulo del Seminario, organizadas en cuatro secciones: “El inicio”, “En el cuadrilátero”, “Famosos vs luchadores” y “Desde las butacas”.

Alejandra invitó a todos los aficionados de la lucha libre, y especialmente a quienes no conocen este deporte-espectáculo, a que acudan.

“La lucha libre es icónica en Ciudad Juárez y ya es una tradición en el Seminario que en ocasiones desconocemos, pero que es parte de nuestra ciudad y debemos sentirnos orgullosos. Sobre todo es bueno saber que los padres hacen una labor más allá de las paredes del templo. La lucha libre es otra manera de evangelizar”, expresó.

SONY DSC

El deporte enfocado a evangelizar

Agradecido con Dios por la oportunidad de expresar a través del deporte la integración de la vida, el padre Guillermo Sías, fundador de la lucha libre en el Seminario, compartió que todo nació con la intención de hacer pasar un buen momento a la gente.

“La lucha libre nació como un atractivo deportivo y con la novedad de que algunos padres se atrevieran a subir al cuadrilátero para vivir esta experiencia para darle a la gente un espacio de esparcimiento, de diversión, pero también de deporte, de cultura como lo es la lucha mexicana”, dijo el padre Sías.

Resaltó que el evento de la lucha libre ha ido enfocado a evangelizar.

“La vida espiritual es un combate, hay fuerzas del mal, fuerzas del bien y creo que es lo que se entreteje en nuestras vidas, hacerle frente a las fuerzas del mal que vendrían a ser como el luchador rudo que va más allá de lo debido, y de una manera el técnico que viene a representar el bien y que hace las cosas como tiene que hacerlas”, señaló.

Este evento, agregó, ha servido también para que la gente coopere con el Seminario y sus necesidades.

“En un primer momento temía que no fuera aceptada por ser sacerdotes quienes lucharían, pero la lucha libre tiene su respeto. Gracias a Dios hemos sido aceptados, la gente está en sintonía.”, dijo el padre Sías, quien desde niño ha sido aficionado de la lucha libre.

Invitan a cooperar

A 10 años de esta iniciativa, varios sacerdotes se han aventurado a participar como luchadores para este evento, pero también gladiadores de renombre local, nacional e internacional se han hecho presentes.

“Nunca imaginé que pudiera tener una trascendencia a nivel nacional o internacional. Incluso han venido grandes luchadores como Fray Tormenta, Atlantis, Último Guerrero. Todo empezó desde un aspecto local, gracias a Dios hubo luchadores locales que nos entrenaron, entre ellos Rocky Star, Cinta de Oro (q.e.p.d), Peluchín y Aéreo, entre otros”, recordó.

En este décimo aniversario, dijo el padre Sías, hay dos novedades.

“En esta ocasión nos acompañará Blue Demon Jr. Además, a diferencia de los años anteriores, la lucha libre se llevará a cabo el sábado 29 de septiembre a las 6 de la tarde”.

Añadió: “Quiero agradecer a nuestros feligreses porque mayormente quienes asisten son fieles de nuestras parroquias, pero también a la gente que es fan de este deporte y que acude para ver a su luchador favorito y de esa manera nos apoya. Los invitamos a que nos sigan apoyando. Los esperamos”.

 

 

Compartir