500 personas participaron en el VII Encuentro Mariano realizado por el Movimioento Llama de Amor del Inmaculado Corazón de María, con la presencia de Manuel Capetillo  

 

Cristina Delgado 

El obispo Don J. Guadalupe Torres Campos celebró la Eucaristía que dio inicio al Encuentro Mariano que se llevó a cabo en la parroquia San Francisco de Asís el pasado sábado 11 de mayo, en donde hizo énfasis en mantener y acrecentar la devoción a la Virgen María, mantener y propagar el rezo del Santo Rosario e invitó hacer oración por la paz de nuestra ciudad. 

Alrededor de 500 personas se congregaron en el templo para entronizar la imagen de la Virgen María, profundizar en la oración, meditar, reflexionar, escuchar testimonios y vivir la Hora Santa. 

En la misa del obispo concelebraron el padre Alfonso García Martínez, párroco de san Francisco, así como los padres Carlos Daniel López, Jorge Pablo Lozano y Jesús Salinas. 

 

Preservar en la oración  

“Espero que esto sea de mucho frutos en nuestras comunidades y se le tome más devoción al Santo Rosario y a  Nuestra Madre Santísima; este encuentro es un momento especial de gracia para nuestra parroquia, para nuestras comunidades representadas”, expresó el padre Alfonso García Martínez. 

Dijo que el obispo pidió que se ore por la paz y para contrarrestar el clima de violencia e inseguridad que se registra en la ciudad. 

“Estos eventos quizás no se difunden en los noticieros de las televisoras locales y yo creo que son como un oasis en medio de tantos momentos difíciles que se viven, de situaciones adversas para las familias, para las personas en general y nos quedamos con ese mensaje que el señor obispo resaltó, de orar por la paz”, comentó el padre Alfonso.  

El evento fue organizado por el grupo Llama de Amor del Inmaculado Corazón de María, que por séptima ocasión tuvo como sede el templo de San Francisco de Asís, los organizadores para este encuentro fueron Mireya Porras, Adriana Mendoza y Marco Antonio Ramírez de la Cruz. 

La espada en la batalla 

El predicador Manuel Capetillo participó en el encuentro y fue parte del rezo del Rosario por la mañana y posteriormente impartió la conferencia “La espada en la batalla”. 

“El Rosario es una espada para defenderse en medio de esa violencia que se vive. La familia, a través del rezo del Rosario, va a encontrar su espada en la batalla para protegerse”, dijo Capetillo. 

Recomendó a las familias que se consagren al Inmaculado Corazón de María, “entréguenle su vida, su corazón y digan a María: ‘Madre, entregamos a ti nuestras vidas, ayúdanos; y recen el Santo Rosario en familia”, comentó. 

Capetillo dijo sentirse muy contento por la generosidad, el entusiasmo y la esperanza de la comunidad que ese día lo abrigó y expresó sentirse sincronizado espiritualmente con ese grupo devoto de la Santísima Virgen.  

 

Converso 

Manuel Capetillo pertenece a una familia de toreros y de actores, medios en los que por lo general se hace presente un ambiente de glamour, excesos y frivolidad. Sin embargo se dio la oportunidad de escuchar al Señor, entregar su corazón y vivir una conversión. Así, desde hace 24 años es un apóstol del Rosario. 

Agradezco a Dios infinitamente el llamado, el vivir esto no lo cambio por nada, ha sido una gracia inmerecida que para mí es lo mejor que me ha pasado desde 1995”, expresó.

Compartir