Se llevaron cables y motores del aire e hicieron muchos destrozos…Párroco tendrá que invertir más de 200 mil pesos en reparaciones y reforzamiento de la seguridad …pide ayuda…

 

Presencia

La parroquia Santa Cecilia, ubicada en la colonia San Felipe del Real fue blanco de un robo ocurrido en la madrugada del pasado sábado 24 de junio, en el que los ladrones se llevaron principalmente cables electricidad, de aparatos de sonido y de los aires acondicionados, además de que hiceron destrozos en diferentes áreas.

El padre Aurelio Saldívar, párroco de la comunidad, informó que los ladrones también quisieron robar su camioneta, y aunque no lo lograron, le destrozaron una puerta.

“Hicieron destrozos en oficinas, cuarto de sonido, cuarto de instrumentos musicales y en la sacristía… eran varios, como seis u ocho y dejaron regadas botellas de thinner, tuvieron mucho tiempo”, relató.

El sacerdote explicó que lo despertó la alarma de la camioneta y cuando bajó a asomarse, escuchó a las personas y aunque les gritaba para que se fueran, siguieron ahí. Dijo que tardó quince minutos en poder comunicarse al 911 y la patrulla de la Policía Municipal llegó una hora y 45 minutos después del reporte.

Hoy lunes, el sacerdote acudirá a la Fiscalía a presentar la respectiva denuncia y comenzó a realizar los trámites para las reparaciones.

“No iban por lo sagrado, estaban muy drogados y buscaban cables y motores…pero sí hicieron muchos destrozos…más que lo material fue el susto. Cuando los escuché ahí dentro, sentí que se me iba la vida”, dijo el sacerdote, quien padece del corazón.

 

Oraciones y ayuda

El padre Aurelio, quien además es asesor diocesano de la Pastoral del Trabajo, pidió a la comunidad oraciones y, si es posible, apoyo para poder reparar todos los daños causados, pero además para reforzar la seguridad en el templo.

“Estemos atentos dentro de lo que cabe, y reforcemos todos nuestras medidas de seguridad”, compartió el sacerdote como mensaje.

Dijo que por lo pronto están cambiando todas las chapas y comenzará a realizar adecuaciones al templo, oficinas y casa parroquial, para subir bardas, colocar alambre de púas.

“Quienes nos puedan ayudar, se los agradeceré mucho, para poder realizar esta inversión y sí es posible, instalar una alarma y circuito cerrado”, concluyó el sacerdote.

 

Otros robos

En marzo de este año, delincuentes profanaron la capilla San Gabriel, perteneciente a la parroquia de San Lucas. Violaron el Sagrario y depositaron las hostias sobre el altar. Aparte se robaron el sonido y los micrófonos, un Cristo y el Copón.

Unos meses antes, en septiembre de 2016 la parroquia del Santísimo Sacramento fue blanco de un robo en el que se llevaron seis copones, cinco cálices, cinco micrófonos y dos barras de luces led, con un valor de más de 100 mil pesos.

 

Número de cuenta

A nombre de la Diócesis de Ciudad Juárez

4555 1130 0084 9390 (Bancomer)